Club. Palabra que atraviesa el corazón inundándolo todo de recuerdos. Ni una migaja del alma escapa a este sentimiento, entremezcla de felicidad y nostalgia. El diccionario reza al son de este vocablo: asociación de personas con intereses comunes. Es verdad que somos asociación, somos clan albergando y dejándonos albergar por intereses. Interés con pretensión de adentrarte al mundo del Meta Pue, dejarte habitar por ilusiones viejas que divagan. Ser sonrisa y que seas risa. Esta es la invitación oficial a dejarte seducir por un Sabado porteño al mango, a su vez, al mango a la gorra. Bienvenidos al Club de trapecistas.

Producción: Meta Pue //

Última fecha

sa

20

agosto / 2016

Dejanos tu opinión

También te puede interesar