Con sus múltiples lecturas, el relato Como una corza de Clarise Lispector, fue nutriendo el imaginario de las creadoras de este espectáculo. Las imágenes y un diseño espacial predeterminado fueron el punto de partida para el desarrollo de La Floresta. Se utilizó la improvisación como estrategia para explorar sobre ciertos temas: lo igual y lo diverso; la forma y su ruptura; el centro y la periferia; la sensualidad y la rigidez; la ascesis y la voluptuosidad; el mundo vegetal, sus ondulaciones y texturas; la animalidad: el reptil, el cuadrúpedo y el bípedo humano y la unidad en la dualidad.

El espectáculo propone un corrimiento de velos, un echar luz a la oscuridad; y crear una ética de lo vivo, luchando una vez más contra lo fijo. En las dos mujeres que se preparan para entrar en otro espacio, se reflejan las polaridades, lo igual y lo diferente, sus coincidencias y desencuentros. Abiertas al misterio, vuelven de aquel espacio con una entereza que proviene del encuentro con la otredad en sí mismas. La dualidad finalmente se une.Autores Mariana Danani, Carolina Doartero, Marina Gubbay. Bajo la dirección de Marina Gubbay, están los intérpretes Mariana Danani y Carolina Doartero.

Última fecha

sa

28

septiembre / 2013

Dejanos tu opinión

También te puede interesar