Había una vez… es la tradicional frase mágica con la que se ingresa en el mundo fantástico de los cuentos infantiles, la clave del disfrute de la infancia, y la que habilita a volver a serlo mientras se recorren setenta años de la historia de uno de los objetos más antiguos y populares de la humanidad: las muñecas.

Vistas entonces como simples juguetes, hoy son la representación más acabada de los cambios operados por una sociedad respecto de la concepción de lo femenino, los juegos, la educación, la moda, y las responsabilidades de las niñas. Pero son también exquisitas obras de arte, realizadas por maestros jugueteros que supieron expresar su infinita creatividad, sin importar que fueran en papel, en madera, en pasta, en porcelana o en trapo.A través de la exhibición de la Colección donada por las hermanas Mabel y María Castellano Fotheringham se da a conocer el proyecto de remodelación, puesta en valor y reconversión en museo de la casa familiar de Isaac Fernández Blanco, segunda sede del Museo encargada de difundir las artes y artes aplicadas de los siglos XIX y XX.

“Había una vez…Muñecas y Juguetes (1870-1940)" es la colección de muñecas antiguas más importante del país donadas por Mabel y María Castellano Fotheringham. Esta muestra está conformada por más de 400 piezas en la que se destacan muñecas, juguetes, miniaturas y objetos mecánicos.

Última fecha

sa

31

diciembre / 2016

Dejanos tu opinión

También te puede interesar