Básicamente actor, Guillermo López despliega en este unipersonal el juego que más le gusta jugar: reírse de sí mismo. Formado en la escuela de Agustín Alezzo, y después de recorrer un largo camino televisivo y radial, como notero y conductor, regresa al Paseo La Plaza a contarnos el trabajo que le dio no trabajar. Apoyado en un formato multimedia donde se destaca la realización de videos producidos por el equipo de “Cuatro Cabezas”, Guillermo López despliega su arte y experiencia como gran improvisador, en un constante ida y vuelta con el público.

Acompañado por Lucas D´Alessandro y con puesta en escena de Jorge leyba, El Pelado vuelve al teatro.

Última fecha

vi

21

octubre / 2016

Dejanos tu opinión

También te puede interesar