En «Casciari a la carta» los espectadores eligen los cuentos.

Al reservar la entrada, se le consulta a cada participante si desea una función de llorar, de reír o de pensar. Los espectadores deciden qué cuentos leerá el autor y sobre qué temas deberá improvisar.

Podrá haber escritores mejores que Casciari, pero ninguno tan obsecuente.

Última fecha

vi

11

enero

Dejanos tu opinión

También te puede interesar